lunes, 3 de septiembre de 2012

HOLA


Hoy quiero hablarte sobre los desiertos espirituales. Te encuentras en uno? Muchos quisieran realmente evitarlos, pero hoy vamos a aprender de ellos.

Mira lo que dice Isaías 41.17-20
"Los afligidos y necesitados buscan las aguas,pero no las encuentran;seca está de sed su lengua.
Si tú te sientes así hoy sigue leyendo:

Yo, Jehová, te oiré;yo, el Dios de Israel, no te desampararé.En las alturas abriré ríosy fuentes en medio de los valles;abriré en el desierto estanques de aguasy manantiales de aguas en la tierra seca.Haré crecer en la estepa cedros,acacias, arrayanes y olivos;pondré en la tierra árida cipreses,olmos y bojes juntamente,para que vean y conozcan,y adviertan y entiendan todos que la mano de Jehová hace esto, que el Santo de Israel lo ha creado."
Y mira lo que dice Dios en Oseas 2.14-15:
"Ahora voy a seducirte:te llevaré al desiertoy te hablaré con ternura.Allí, te devolveré tus viñedos,convertiré el valle de la Desgraciaen el paso de la Esperanza.Allí me corresponderás, como en los días de su juventud,como en el día en que saliste de Egipto."
En el desierto te encuentras con Dios, en el desierto oyes Su voz tierna, allí Dios renueva tu esperanza, mostrando su poder sobrenatural. En el desierto puedes aprender que Dios es todo lo que necesitas! El desierto también es un tiempo de preparación para el ministerio, así lo fue para Jesús que estuvo 40 días allí. (Mateo 4.1-11)
Así que, si te encuentras en el desierto, alaba a Dios! Porque estás a punto de ver la mano sobrenatural de Dios convirtiendo tu valle de la Desgracia en el paso de la Esperanza.

Y recuerda que "Dios no es un simple mortalpara mentir y cambiar de parecer.¿Acaso no cumple lo que prometeni lleva a cabo lo que dice?" Números 23.19

No hay comentarios:

Publicar un comentario